Inici Express La Guardia Civil desarticula en Vinaròs una banda organizada en la comisión de robos con fuerza

La Guardia Civil desarticula en Vinaròs una banda organizada en la comisión de robos con fuerza

per Redacció

Una imatge d'arxiu de recents detencions de la benemèritaDesde mitad de julio pasado, se vino detectando en varias comarcas del sur de Tarragona, así como en las zonas limítrofes de Teruel y Castellón, un incremento de robos en establecimientos de hostelería, lo que indujo a pensar en la posible existencia de una banda organizada la cual estaría operando en las provincias referidas con la comisión de estos delitos. Por todo lo cual se dispuso un operativo a cargo del Área de Investigación de la Guardia Civil de Tortosa en la denominada operación “ Cocktail ”, encaminado a la detección y detención de la referida banda.
 Con las premisas del estudio y análisis de la información relativa a los hechos, se trazó una línea de investigación que ha llevado después de dos meses y medio aproximadamente de laboriosas gestiones, a determinar la ubicación y localización de dicha banda. Por todo ello, en la tarde noche del día 3 y madrugada del día 4 de octubre, la Guardia Civil procedió a la detención de seis personas en Vinaròs (Castellón) y una en Sant Carles de la Ràpita, en total siete personas (seis de nacionalidad Rumana y una de nacionalidad Hindú residentes en La Sénia, Vinaròs y El Perelló), como presuntas autoras de los delitos de: asociación ilícita, robo continuado de uso de vehículo a motor, robo continuado con fuerza, robo con violencia e intimidación, receptación, extorsión y amenazas de muerte.

Se les imputan 10 delitos de robos de vehículos utilizados para la perpetración de los ilícitos penales, 17 robos en establecimientos de hostelería, 1 robo en un estanco de la localidad de Tivenys y un total de 28 robos en casas de campo ubicadas entre  las poblaciones de Bítem y Tortosa.

El “Modus Operandi” de la citada banda consistía en la sustracción de vehículos en la misma vía pública de los cuales se apoderaban de inmediato, utilizándolos   para sus desplazamientos en la comisión de los hechos delictivos. En los robos cometidos solían llevar pasamontañas para ocultar su identidad, y los mismos coches robados los empleaban en ocasiones como tractor para una vez atada una soga o cabestrante al mismo, atar el otro cabo a la puerta del local o reja y tirando de ella con el coche fracturarla y poder acceder a los establecimientos. Una vez  en su interior se llevaban el dinero de la caja registradora, el tabaco y las máquinas tragaperras, procediendo posteriormente en cualquier camino alejado o descampado a forzarlas para vaciar su contenido. De las masías una vez fracturada la puerta se llevaban los objetos que consideraban de valor, así como herramientas, étc.

Esta banda actuaba por encargo de su Jefe LIVIU M., persona con numerosos antecedentes tanto en España como en Rumanía, y que a su vez era el que planeaba los robos, étc., y a quien los otros entregaban el botín conseguido dándoles luego éste una cantidad por el servicio realizado. Posteriormente dicho Jefe vendía el tabaco y, lo obtenido así como las cantidades procedentes de los robos las remitía a su país de origen a través de otras personas de su confianza, nunca por medio de entidades bancarias.

Notícies relacionades

Deixa un comentari

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo con esto, pero puedes optar por no participar si lo deseas. Aceptar Más información

ValenciàEnglishFrançaisDeutschEspañol