Inici Express La alta cocina busca aceite del Maestrat

La alta cocina busca aceite del Maestrat

per Redacció
UN productor d'oliLa comarca del Maestrat se encuentra en el mapa mundial de los alimentos gracias a la caprichosa presencia de miles de ejemplares de olivos milenarios en sus tierras y a la Fundación Slow Food por la Biodiversidad. Esta entidad sin ánimo de lucro gestiona los proyectos ecogastronómicos y tiene como objetivo, además de la defensa de los productos de calidad y del máximo respeto al Medio Ambiente, el transmitir una nueva filosofía de la alimentación saludable y sostenible.
El exquisito aceite procedente de los olivos milenarios del Maestrat ha dado la vuelta al mundo, entre otras cosas, gracias al esfuerzo de la cooperativa Clot d’En Simó, que engloba a los productores de las localidades de Sant Jordi, Cervera, Benicarló, Canet lo Roig, Xert, Vilanova d’Alcolea y la Salzadella. La cooperativa ha reivindicado en multitud de ocasiones el reconocimiento y protección de estos monumentos arbóreos vivientes.
Estas exigencias, señala el presidente de la cooperativa, Ramón Mampel, han sido finalmente atendidas por las diversas administraciones. «La concienciación política ha permitido crear una ley que, a falta de desarrollarla íntegramente, ha puesto cordura en el mercado de la compra-venta y ha frenado el expolio y comercio ilegal de los olivos milenarios», explica. «Ya no se puede arrancar y vender todo y la Guardia Civil persigue y controla cada movimiento irregular en olivos milenarios».
 
La iniciativa de esta cooperativa por salvaguardar el patrimonio arbóreo castellonense ha merecido el reconocimiento la Fundación Slow Food en la categoría Baluarte, la máxima que se otorga y que destaca el logro conseguido para la biodiversidad. Un galardón que sirve también «para dar a conocer por todo el mundo que en el Maestrat existen estos olivos y que se elabora este producto en concreto», señaló Mampel. «Era una asignatura pendiente que teníamos en la comarca, había que explotar toda esta riqueza en cuanto a variedades de olivos para que la gente que nos dedicamos al mundo rural podamos vivir con más dignidad», dijo.
 
Con todo ello, el aceite del Maestrat está cada vez más de moda y ya forma parte de prestigiosos menús a base de productos ‘slow’. Así pues, en restaurantes de San Sebastián se ofrecen platos como ‘Espárragos frescos de Navarra en dos cocciones, aliñado con aceite de oliva virgen extra de olivos milenarios del Maestrat, sal de jamón de Euskaltxerri y yema de huevo de Euskal-oiloa’.
 
Este oro líquido también se vende en tiendas de gourmet y por él se han interesado personalidades como Federico García Moliner, galardonado con el premio príncipe de Asturias, e incluso el cocinero catalán Ferran Adrià, entre otros. Asimismo, la comarca y su aceite milenario también representaron a España en el Salone del Gusto 2008 de Italia, convirtiendose en un auténtico referente. Por otra parte, cabe destacar que cada vez goza de mayor reconocimiento el denominado oleoturismo. En este sentido, el Maestrat se ha puesto al día y ha creado una ruta de olivos milenarios.
 
Las ideas y las iniciativas no faltan para poner en valor la producción local y reivindicar unas variedades poco productivas pero cargadas de historia. «Seguramente algún alto cargo del imperio romano hizo una siesta bajo estos olivos», asegura Mampel, quien reconoce que, poco a poco, los productores van en aumento. «Se ha pasado de obtener 400 litros de aceite al año a algo más de 3.500».

Notícies relacionades

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo con esto, pero puedes optar por no participar si lo deseas. Aceptar Más información

ValenciàEnglishFrançaisDeutschEspañol